31 julio 2007

Mi daltónica visión

Supuestamente acá debe ver un número de dos cifras.
Si no alcanza a verlo entonces es muy posible
que usted también sea daltónico.
¡Bienvenido!

Para empezar decir que el daltonismo no es una enfermedad y que sólo pudiera considerarse como una particularidad que tenemos alrededor del 9% de la población, casi todos hombres.

Hago esta aclaración porque no quiero sonar como algunos blogs muy famosos en el que el autor/a comienza relatando su penosa enfermedad desde al diagnostico inicial pasando pre y el post operatorio y hasta a gozosa recuperación. Ni quiero comentarios de ¡adelante amigo, tu podrás recuperarte! No, el daltonismo no es una enfermedad y mucho menos me voy a morir de eso.

Mi daltonismo es del tipo que confunde el verde (deutanopia) y el rojo (protanopia). Me di cuenta de mi daltonismo hace mucho tiempo cuando por algún motivo en la conversación se hablaba de un color por conversaciones de colores de ropa o de carros cosas como esas. La gente no podía creer que yo a un rojo le llamara café o que a un verde le dijera amarillo. El problema se agrava por la noche o cuando no hay luz o ésta es deficiente. Me he puesto medias de distinto color y es mi esposa la que me dice como combinarlas o qué corbata me pongo con qué vestido. Obviamente eso de combinar colores no es de daltónicos y suele pasar que cuando confío en mí y no pregunto a nadie hago unas combinaciones antológicas. No pregunten a un daltónico con qué color pintar su casa o cuales cortinas le salen a sus muebles. Les aseguro que no querrán seguir sus consejos.

No es cierta, sin embargo, la creencia popular de que los daltónicos no identificamos ningún color ni siquiera en los que tenemos dificultades. Claro que los reconocemos y por ejemplo, al menos en mi caso, sé cual es el rojo o el verde de un semáforo. Como dije arriba el asunto es más de cambios en la luz o también de tonalidades y esa ahí cuando tenemos algunos problemas.

Aprendí también que el daltonismo se hereda y que con mucha seguridad el hijo que estoy esperando si es varoncito también lo tendrá pero que si es niña su madre le evitará padecer esta particular forma de ver los colores. El asunto como dije antes no reviste mayor gravedad y si no fuera por que a veces el tema sale a colación la verdad es que ni siquiera nos acordaríamos de eso.

Ah, y que por cierto para evitar combinaciones poco amables a los ojos que no son daltónicos casi siempre me decido por los grises. Como el blog que usted está leyendo.
_______

Daltonismo en Wikipedia
Un test muy bueno para saber si usted lo es

Publicar un comentario