11 septiembre 2007

El 11-S

Hay cosas que por la fuerza de tener que oírlas vez tras vez terminan cansándome. Hoy por ejemplo va a ser uno de esos días que me pasará. Con seguridad usted debe recordar la efeméride que se recuerda hoy y que tiene que ver con unos atentados... bueno tampoco voy yo recordarlo ya que con seguridad si no lo sabe o eres un niño que ha entrado a mí buscando el sitio de Disney en cuyo caso llegarás si das clic acá, o eres un alienígena recién desembarcado por lo que te recomiendo que si querés encajar en este planeta es de elemental cortesía documentarse mejor sobre el lugar donde planeas pasar tus vacaciones.

Volviendo al eterno tema de los onces de septiembres que se seguirá recordando por quién sabe cuanto tiempo más, me aburre el sólo pensar lo que tendremos que oír hoy todo el día: los mil lugares comunes, las frases de cajón, las imágenes rayadas de tanto pasarlas, más teorías reales o conspiparanoicas, otro video del barbudo ese, la entrevista al último bombero que salió del edificio, los colombianos que salvaron de morir por que no madrugaron ese día, los que murieron por madrugadores, la frase “guerra contra el terrorismo”, el 11-S, el 911, la cara de payaso triste que pondrá el emperador del norte... todo, todo me fastidia...

Por eso y para evitar rabias innecesarias mejor decidí hoy no leer prensa, ver noticias, encender la radio y cómo no... leer blogs. Nada que me acuerde esta fecha (“fatídica fecha” irá a decir el periodista, ya lo oíran). Nada.

Ahí me disculparán la ausencia.
Publicar un comentario