18 febrero 2009

La pistola de Juanes

Pensé mucho antes de hacer público este episodio, pero creo que ahora es el momento.

Hace años, pero muchos años Juanes no era tan famoso como lo es ahora y ni Medellín tan grande como hoy. Entonces facilmente te podías encontrar con un concierto de Ekhymosis al doblar una esquina. Lo juro, una vez en una calle y de pura casualidad resulté metido en un concierto de Ekhymosis que resultó ser la primera y única vez que he visto a Juanes en vivo cuando a esos conciertos no iban cien mil personas sino cien y era gratuitos. Bueno, eso último sigue igual.

Y también te podías encontrar a Juanes antes de ser famoso en cualquier lado. Y pasaba cada rato. Una vez iba con un amigo por cualquier calle de Medellín cuando a lo lejos vi venir una de esas motos estilo Harley (perdonen el dato tan general pero nunca he sido bueno en el tema de motos, motores y bujías) manejada por un man de gafas oscuras y pelo largo y liso moviéndose frenéticamente por el viento. Yo lo identifique de una: era el vocalista de una de las 729 bandas roqueras que en ese momento tocaban en Medellín. En ese tiempo cada cuadra de cada barrio tenía un grupo de rock -metal, punk, lo que sea- y hubo grupos que duraron lo que duraba el concierto en el que estaban tocando. Todos tenían nombres de enfermedades, dioses indigenas, espectros griegos y moretones en la piel. Justamente el motociclista de pelo agitado y gafas oscuras era de este último grupo, Ekhymosis.

Y fue de esas escenas que se quedan en la mente segundo a segundo y que recuerdas en cámara lenta. Identifiqué al roquero 'jarlista', le dije a mi amigo -"Hey, ¿ese man no es el man de Ekhymosis?", el me constestó con el gesto universal y facial de "no tengo ni idea ni me importa un carajo", la moto se acerca, está como a tres metros de nosotros, yo grito "¡¡Hey, Juanes!!, él que hasta ese momento estaba con la típica actitud 'jarlista' de "voy pa´ donde voy y no miro pa´los lados", gira lentamente su cabeza y me mira (eso creo, recurden que tiene gafas oscuras) la moto pasa a mí lado y el continúa mirándome y justo cuando ya está quedándose a mis espaldas, suelta su mano derecha y me hace pistola.

Como dije antes recuerdo esa escena cuadro a cuadro. Mi amigo me gozó una hora y cuarenta minutos de continuo. Juanes después fue famoso, tocó en Colombia, se fue para los Estados Unidos, fue famoso allá también. Tocó en los MTV latinos, en el Parlamento Europeo y tocó para los soldados mutilados con una escopetarra. Le hicieron estatua, le hicieron parque acá en Medellín, se ganó varios Grammys latinos y algunos premios Shock también. Además lo quieren nominar para el Nobel y hay camisetas y bolsas del Éxito con el nombre de su fundación. Ah, es que también tiene una fundación.

Pero no se había ganado el Grammy anglo y yo estaba esperando algo grande para echar mi cuento. Y como parece que no se va a ganar el Nobel y ese Grammy ya se lo ganó también, acá está mi historia.

A ver quien puede contar una de esas.
____

Tiene razón Sandel al preguntarme qué clase de "pistola" me mostró Juanes. Bueno es una parecida a esta pistola... pero menos tierna.

Publicar un comentario